La caravana de Mirlo el mercader ha llegado al Sultanato de Kalem proveniente de la ciudad de Medosta. Unas circunstancias desfavorables obligan al comerciante a abandonar su idea de llegar a Mad’af, la Joya del Desierto.

Como miembros de la escolta de la caravana, los personajes son despedidos, aunque pagados con generosidad. Cada uno de ellos tiene sus propios motivos para adentrarse en el sultanato o dejar atrás su tierra natal.

La aventura comienza con los héroes despertando de la última fiesta que han podido costearse con la plata que les pagó Mirlo. Ante ellos, todo un misterioso reino de arenas ardientes por explorar, la petición de ayuda de un amigo e inevitablemente, una dura resaca…

Siempre hay una manera de matar a un brujo es una Historia Salvaje para la campaña de puntos argumentales “La lágrima de arena” (en preparación). Esta es su primera prueba de juego, que tuvo lugar en las wonderfulosas NetCon 18.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Dejar un comentario