La I Cohorte Equitata Quinquagenaria Antonina se establece en Castellum Niveus. Cornelio intenta que todos los oficiales participen y delega en Pompeyo y Larmis la gestión de las tropas.

Larmis no está realizando progresos en su alfabetización y, abrumado por la dificultad de la tarea, no pone toda la carne en el asador. Por lo menos, la actitud de los legionarios hacia él, ha mejorado después de su audaz actuación en la batalla contra los damnoni.

Pompeyo, por otra parte, ve como sus esfuerzos por hacerse con los mauri no dan los frutos deseados, especialmente con Badis, el comandante de la III turma.

Mientras trabajan en la reparación del fuerte, Pompeyo envía a sus jinetes en tareas de exploración.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Dejar un comentario